Facebook Twitter Google +1     Admin

Frenan intento de retardar juicio por caso Sepur Zarco en Guatemala

20160201213221-isabelsotomayedo-juiciosepurzarcogautemalafeb12016.jpg

El Tribunal de Mayor Riesgo A frenó hoy el intento de retardar el juicio por los crímenes cometidos contra mujeres mayas q''eqchíes en Sepur Zarco, destacamento militar establecido al noroeste de Guatemala durante la guerra (1960-1966).

Al comenzar la primera vista del proceso, en el cual participan 11 de las 15 sobrevivientes de violaciones sexuales, esclavitud sexual y doméstica mientras estuvieron cautivas en ese enclave, el abogado defensor Moisés Galindo pidió considerar un amparo interpuesto por la eventual imparcialidad de los jueces.
El jurista, conocido por haber actuado en juicios anteriores a favor de exmilitares culpados de genocidio y desaparición forzada de personas, esgrimió la posible incidencia en la actuacións del tribunal de su enemistad con una de las juezas encargadas, Yassmin Barrios.
La encargada de dirigir el debate esta vez también tuvo a su cargo el juicio contra el exdictador José Efraín Ríos Montt (1982-1983) por la masacre contra mil 771 indígenas ixiles y emitió una sentencia de 80 años de prisión en 2013.
Con base en el rechazo de la Corte Suprema de Justicia al amparo provisional, la fiscalía desestimó la inhibitoria alentada por Galindo e inició el análisis de pruebas contra el excomandante de la otrora Zona Militar 6 de El Estor, departamento caribeño de Izabal, Esteelmer Reyes Girón; y el excomisionado militar Heriberto Valdez Asij.
De acuerdo con los testimonios presentados, los acusados participaron en la matanza de varias personas y en las agresiones y violaciones sexuales que durante seis meses sufrieron 15 mujeres mayas q´quechies, mientras eran obligadas a cocinar, limpiar y lavar la ropa de los soldados sin recibir pago alguno.
Reyes Girón, como comandante de pelotón y subteniente del Ejército, autorizó y consintió que los soldados bajo su mando ejercieran violencia sexual y tratos inhumanos, crueles y denigrantes contra esas mujeres, afirmó la fiscal Hilda Pineda.

Calificó repetitivas y prolongadas las agresiones contra las víctimas y aseguró que estos métodos crueles fueron utilizados como arma de guerra hace 34 años, por lo cual se consideran de lesa humanidad y por tanto no prescriben.

En cuanto al otro acusado, Heriberto Valdez Asij, señaló que con el cargo de comisionado militar cometió delitos contra los deberes de la humanidad en su forma de violencia sexual y desaparición forzada.

Cientos de personas acudieron a la sala de audiencias esta jornada, donde las querellantes aparecieron con sus trajes típicos y con la cabeza cubierta, para evitar la doble victimización por los crímenes de los cuales fueron víctimas en medio del conflicto interno armado.
Entre los presentes en el juicio, histórico por ser la primera vez que delitos contra los deberes de la humanidad en su forma de esclavitud sexual se juzgan en el país donde fueron cometidos en un contexto de guerra, estaban miembros del cuerpo diplomático y de la Organización de Naciones Unidas en Guatemala.

Lunes, 01 de Febrero de 2016 13:32. Isabel Soto Mayedo #. Mujeres

Comentarios > Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris