Facebook Twitter Google +1     Admin

De la rabia a la Plaza, por la muerte de niñas en Guatemala

20170324011546-17202912-391453681227603-3639096304063971150-n.jpg

La plaza de la Constitución de Guatemala volvió a ser testigo el 11 de marzo de 2017 de la capacidad de movilización de un pueblo enardecido por la desidia estatal que segó la vida de 39 niñas.

Rabia, dolor, impotencia, indignación, pero muchas ganas de luchar, son algunos de los sentimientos que afloraron de la multitud agolpada frente a la sede del Ejecutivo este sábado para reiterar que fue una masacre previsible lo ocurrido el 8 de marzo en el hospicio Virgen de la Asunción.

Los recelos acumulados desde que se conoció la noticia del incendio en ese refugio del Estado primaron esta tarde entre los manifestantes y cobraron forma en el rojo con el cual tiñeron las aguas de la fuente del parque central de esta capital.

Familias enteras -con niñas y niños a horcajadas en los hombros-, mujeres y hombres de todas las edades, y flores, y velas, y carteles, volvieron a demostrar la inconformidad generalizada con el proceder del mandatario Jimmy Morales, cuya renuncia resulta imperativo para quienes consideran que su falta de previsión es una de las causas principales de la tragedia.

El 'Fue el Estado', enarbolado desde las protestas iniciales ante lo acaecido en el centro de acogida de San José Pinula, localidad al sureste de Ciudad Guatemala, cedió paso esta jornada a reclamos más contundentes: 'Presidente, lo sabía, y con su poder no hizo nada para salvarlas' o 'Las quemaron para callarlas'.

Y es que cada vez son más las personas que a través de las redes sociales y en las calles coinciden en que nada hubo de casual en encerrar bajo llave a las niñas inconformes con los malos tratos y abusos sexuales de que eran víctimas donde debían protegerlas, lo cual era secreto a toda voz en Guatemala.

'¿Dónde estaba la llave?' es otra de las preguntas recurrentes en estos días que también llegó en forma de cartel a la plaza, después que algunos bomberos compartieran su desazón por el tiempo de espera para poder entrar al rescate de las menores de edad entre las llamas.

Hay quien dice, incluso, que los cuerpos calcinados de las primeras víctimas mortales tenían los cabellos casi intactos y eso resulta inexplicable en casos como este.

Mas por ahora son más las preguntas que las respuestas, aunque ya proliferan afirmaciones muy rotundas frente a las cuales habrá que tomar partido contra quienes finalmente sean señalados culpables directos de los hechos.

'A ellas no las mató el fuego, sino una sociedad entera que les falló. Un Estado ineficiente y autoridades incapaces. Nuestra indiferencia las mató', señalaban algunas pancartas, mientras otras afirmaban que Morales 'Llevará como señal de Caín en su frente, la masacre de las niñas del Virgen de la Asunción'.

El ojo ciudadano está pendiente y de hecho, son muchas las personas que insisten en que 'el pueblo presente, no tiene presidente' en Guatemala, donde el grito más socorrido ahora es 'Justicia, Justicia, Justicia'.

Jueves, 23 de Marzo de 2017 17:15. Isabel Soto Mayedo #. Infancia y Juventud

Comentarios > Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris