Facebook Twitter Google +1     Admin

Revelan plan para hacer a Honduras más ingobernable

20130428084445-travel-to-honduras-this-season.jpg

(Por Rolando de la Ribera, tomado de http://www.prensa-latina.cu/index.php?option=com_content&task=view&idioma=1&id=1358301&Itemid=1)

Un medio de comunicación en Honduras reveló un plan criminal para hacer más ingobernable el país en momentos en que los partidos políticos se preparan para las elecciones generales del 30 de noviembre próximo.

El diario El Heraldo, que se edita en Tegucigalpa, informó del plan, según el cual serían asesinados el periodista Renato Álvarez, director de noticias del Canal 5 y conductor de un programa de debates que critica la corrupción, impunidad e injusticia imperantes en Honduras; el diputado Augusto Cruz, de la Democracia Cristiana, y el director de la Policía de Tránsito, Héctor Iván Mejía.
Según ese medio, al menos tres fuentes confiables, familiarizadas con temas de investigación criminal, confirmaron la existencia de un complot orquestado por personas ligadas al narcotráfico y el crimen organizado con fuertes vínculos con sectores políticos y oficiales.
Añadió que el plan criminal tiene el propósito de atizar más el ambiente de caos social e ingobernabilidad existente en el país, previo al proceso electoral, aunque no se excluye que también apunte a crear un ambiente de miedo para evitar extradiciones de capos de la droga.
El Heraldo precisó que en el proceso de planificación y ejecución del supuesto plan de asesinatos selectivos participaron personajes responsabilizados de crear grupos de sicarios dentro de la Policía.
La publicación señaló que el plan ya es de conocimiento de la Embajada estadounidense en Tegucigalpa y del gobierno hondureño, que aseguró haber proporcionado a los amenazados vehículos blindados y un dispositivo de seguridad en oficinas y residencias.
Recordó El Heraldo que los crímenes selectivos han sucedido en Colombia y México como reacción, cuando son afectados intereses de ciertos grupos, y ese mismo escenario se prepara en Honduras.
Después de publicada la denuncia, los afectados confirmaron a la prensa la versión y dijeron tener conocimiento de que habían sido escogidos como objetivos.
Álvarez no hizo mayores comentarios y Mejía recordó que no es la primera vez que lo amenazan de muerte pues eso está en los riesgos de su profesión, en tanto Cruz exigió a las autoridades esclarecer el asesinato, el 8 de diciembre de 2011 en Tegucigalpa, de uno de los fundadores de la Democracia Cristiana, Alfredo Landaverde, quien además fue asesor de narcotráfico en la Secretaría de Seguridad.
La viceministra de Seguridad, Coralia Rivera, no descartó que otros personajes figuren en la lista de crímenes selectivos y dijo que los cuerpos de inteligencia investigan esa posibilidad.
Explicó que el plan para ejecutar a figuras públicas se descubrió durante una investigación de la inteligencia policial y al relacionar cabos sueltos de una pesquisa sobre la violencia que agobia al país.
Consideró que el objetivo del crimen organizado es desestabilizar a Honduras previo a los comicios y recordó que tres fiscales fueron asesinados en cuatro años mientras investigaban la narcoactividad.
Evocó que en diciembre de 2009 fue ultimado el director nacional de Lucha Contra el Narcotráfico, general Julián Arístides González; en septiembre de 2012 cayó el fiscal de Derechos Humanos Manuel Díaz y el 18 de abril último mataron a tiros al fiscal de la Unidad contra el Lavado de Activos Orlan Chávez.
Según el fiscal general adjunto, Roy Urtecho, los aparatos de inteligencia del Estado consideran que la nómina de personalidades que pudieran ser blanco de atentados es mucho mayor e incluye también al fiscal general, Luis Rubí; el ministro de Defensa, Marlon Pascua, y el excanciller y nuevo ministro de Seguridad, Arturo Corrales.
Las amenazas ocurren en un país inmerso en una ola de violencia, donde se registra un promedio de 20 homicidios por día, más de 572 al mes y uno cada 76 minutos.
El Estado reconoce que Honduras es el país con más homicidios per cápita del planeta, con una tasa de 85,5 por cada 100 mil habitantes.
Según el gubernamental Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, desde 2000 hasta 2012 ocurrieron 53 mil 622 crímenes.
De ellos, 20 mil 10 ocurrieron en los primeros 35 meses de gestión del actual presidente Porfirio Lobo, es decir, desde el 27 enero de 2010 hasta el cierre de diciembre de 2012.
En ese lapso, entre las víctimas figuran 34 periodistas y comunicadores sociales, así como 59 abogados, recuerda esa fuente.
Para los expertos, la escalada de violencia es consecuencia de la lucha librada por los carteles de las drogas, la batalla por el control de territorios que protagonizan las pandillas y otras organizaciones del crimen organizado, las pugnas por tierras y la impunidad en la cual queda casi el 90 por ciento de los crímenes.
El analista Raúl Pineda comentó recientemente ante la prensa que el Estado hondureño ya no tiene capacidad de respuesta para hacerle frente a la ola de violencia que se ha sedimentado y crece.

Domingo, 28 de Abril de 2013 00:37. Isabel Soto Mayedo #. América

Comentarios > Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris